Volvo

Viajar en caravana: consejos y normativa

Si te planteas viajar en caravana durante una escapada puntual o incluso estás decidido a irte de vacaciones en caravana, permanece muy atento, porque te vamos a dar todos los consejos y la normativa que debes conocer sobre las caravanas.

Desde luego, el coronavirus lo está cambiando todo y muchos de nosotros no nos imaginamos unas vacaciones en una playa con zonas balizadas. De hecho, se dice que las vacaciones en caravana se posicionan como una de las opciones preferidas por los conductores para el próximo verano. Si es tu caso, atento, porque debes conocer algunas cuestiones antes de ponerte al volante.

Vacaciones en caravana
Antes de seguir adelante queremos dejar claro que todo lo que aquí te contamos se refiere a las caravanas y no a las autocaravanas, aunque también es cierto que la inmensa mayoría de lo que aquí puedes leer es válido para ambas.

10 caravanas para 2020
Como ya sabes, la gran ventaja de pasar tus días de descanso en caravana es que la casa viaja contigo. Tanto el equipaje, como el menaje, así como la cama, la ducha, el sofá he incluso la televisión y todas las comodidades que puedas imaginar para ti y todos los tuyos. Esta, claramente es la gran ventaja de este estilo de vida. Sí, porque viajar en caravana se puede considerar todo un estilo de vida.

Otra de las grandes ventajas de moverte en caravana es que tú mismo eliges el lugar exacto donde pasar la noche, así que seguro que encuentras rincones mágicos en los que ver amanecer o atardecer. De esos que sólo en hoteles de lujo puedes disfrutar, pero por un precio infinitamente inferior.

También debes contar con que vivir en una caravana no es lo más cómodo del mundo, tienen sus estrecheces e incomodidades. Eso no se puede negar, pero pensamos que te dan tanto a cambio, que bien valen algunos sacrificios.

Rutas en caravana por España
Como es evidente, cuando te pones al volante, tú mismo eliges el destino. Quien sabe, si dejas volar tu imaginación y no te importa conducir muchas horas, se nos ocurre que viajar a suiza en caravana podría ser una experiencia inolvidable: disfrutar de sus montañas y paisajes, seguro que se queda grabado a fuego en tu memoria.

Si te da pereza un recorrido tan largo o no disfrutas de tantos días libres, te recomendamos una experiencia mucho más al alcance de la mano y que seguro también te encantará: viaje en caravana por Portugal. Sí, el país vecino tiene ciudades con un encanto inigualable, como Aveiro, la Venecia portuguesa, zonas de playa con un encanto inigualable como el Algarve y paradas turísticas genuinas como Setúbal o Coimbra por poner sólo algunos ejemplos.

Aunque, indiscutiblemente, nuestra recomendación es que  disfrutes de un viaje en caravana por España. Las opciones son infinitas, pero por cubrir más o menos todo el territorio estos son los destinos que te proponemos:

Rías bajas
Galicia es todo un paraíso que te recomendamos descubrir si nunca has estado allí en verano. Todos los pueblos que rodean el Camino de Santiago tienen gran encanto, pero te recomendamos de manera especial la zona de las Rías Bajas, que es especialmente buena para unas vacaciones en caravana por sus playas, pueblos y también, por qué no decirlo, por su deliciosa gastronomía.

Asturias
Refrescarse en verano con una buena sidra es un pensamiento que seguro te invita a decidirte. Si eso lo mezclas con los espectaculares paisajes que te brindan los Picos de Europa y las rutas por carretera que podrás disfrutar al volante, Asturias se configura como una opción insuperable.

Costa Brava
Zona tradicional de caravanas. No puedes dejar de disfrutar de sus playas, el sol y su sensacional clima. Si, además, te gustan los deportes marítimos, es uno de los mejores destinos que puedes elegir junto con Cádiz, por supuesto.

Almería
Sin necesidad de llegar a África, Almería te permitirá adentrarte en el desierto con tu caravana. Sí, el Desierto de Tabernas es una zona única en España (sin olvidar las Bárdenas Reales en Navarra o Los Monegros en Huesca) y tienes playas paradisíacas a menos de una hora de camino.

Interior
Es imposible destacar un único lugar. Las opciones que ofrece Castilla y León son sensacionales. Y sólo con hacer un rápido repaso nos vienen a la mente la Laguna Negra en Soria, el Lago Sanabria en Zamora o la Montaña Palentina.

En la zona centro es imposible no recomendar el Hayedo de Montejo y en Castilla-La Mancha, la Ciudad Encantada en Cuenca o Las Tablas de Daimiel.

Normativa
Dependiendo del tipo de caravana que conduzcas la legislación especifica una serie de restricciones, pero aquí nos vamos a centrar en los remolques de hasta 750 kg, que son los que se pueden conducir con el permiso de conducir B, como te contamos un poco más adelante.

Lo que es común a todas las caravanas es que está prohibido circular ocupando el habitáculo de una caravana. Los pasajeros (mascotas incluñidas) deberán ocupar un asiento en el vehículo, con su correspondiente cinturón de seguridad, silla infantil o arnés.

La velocidad máxima para caravanas o remolques que se pueden conducir con el carnet B es:

90 km/h en autopistas y autovías.
80 km/h en vías secundarias con más de un carril por sentido o con un arcén de más de 1,5 metros.
70 km/h en el resto de vías secundarias.
50 km/h en zona urbana.

Carnet
Para saber qué carnet de conducir es necesario para conducir una caravana, lo primero es saber el peso de la misma. En función de eso se necesita un permiso u otro:

Las caravanas con MMA (masa máxima autorizada) inferior o igual a 750 kg: se pueden conducir con el carnet B si la suma de coche más caravana no supera los 3.500 kg. Además, no necesitan matriculación y no es necesario que pasen la ITV.

En cambio, las cravanas con MMA superior a 750 kg, si la suma del peso del coche y la caravana supera los 3.500 kg, necesitarás tener el carnet B96. Y si se superan los 4.250 kg, es necesario el permiso B+E.

Parking y donde dormir
Cuando viajas con caravana debes tener en cuenta que no puedes aparcar en cualquier sitio. Debe ser un lugar en el que esté permitido el estacionamiento. La parte mala es que la normativa varía según cada ayuntamiento y te puedes ver en problemas.

Un buen consejo es que siempre lleves una copia de la instrucción 08/V-74 de la Dirección General de Tráfico en relación a las autocaravanas donde se regulan las condiciones de estacionamiento para evitar problemas con la autoridad local.

Por cierto, ya sabes que hay que distinguir entre aparcar y acampar, porque la acampada libre no está permitida y en ese caso tendrás que acudir a un camping. Pero mientras coche y caravana no excedan los límites marcados para aparcar (no se pueden extender toldos, sillas o mesas) podrás comer o dormir en la caravana siempre que estés estacionado. Y se recomienda utilizar calzos en las ruedas para evitar que el vehículo pueda deslizar en caso de aparcar en una pendiente. 

Fuente: autobild.es

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recordar tus preferencias y optimizar la experiencia de usuario. Para obtener más información lee nuestra política de cookies.
Al pulsar en “Aceptar política de cookies” aceptas el uso de las diferentes cokies que utiliza el sitio web. Puedes configurar o denegar el uso de las cookies en la configuración de la política de cookies.